• Alejandra Mora Mora, disertante de la Diplomatura en violencia de género de visita en el Ministerio de Justicia
  • Encuentro en el Ministerio de Justicia con disertante de Costa Rica, Alejandra Mora Mora
  • Reunión en el Ministerio de Justicia con disertante de la Diplomatura en violencia de género

Alejandra Mora Mora es de Costa Rica y participará en el tercer encuentro de la Diplomatura en Formación de Acompañantes Comunitarios contra la Violencia de Género, que se realiza en la Ciudad de las Artes, a partir de las 8.30 horas.

Mora tiene un largo recorrido en la lucha contra la violencia de género. Fue presidenta de la Comisión Interamericana de Mujeres y formó parte de las 100 personas más influyentes del mundo en la política a favor de la igualdad de género. Es licenciada en derecho y actualmente es coordinadora regional de la red de mujeres de la Federación Iberoamericana del Ombudsman de su país.

Esta mañana fue recibida por el ministro de Justicia de la Provincia, Luis Angulo, quien estuvo acompañado por la secretaría de Lucha contra la Violencia a la Mujer y Trata de Personas, Claudia Martínez, el secretario de Organización y Gestión Penitenciaria, Martín Farfán; Patricia Corvalán, coordinadora del Programa Escuelas Libres de Violencia; y el coordinador del Consejo de Pueblos Originarios, Marcelo Márquez.

Alejandra Mora disertará sobre el lugar que ocupa la justicia en la lucha contra la violencia de género. Hará seguramente un punteo de avances y cuentas pendientes. “La Justicia es un espacio que tenemos que resignificar”, dice, y aclara que es porque el modelo internacional habla también de prevención en la parte de la Justicia, del desarrollo de las leyes, de las denuncias y la reivindicación de los derechos en los espacios del Poder Judicial y en los espacios administrativos. En la ruta que traza, señala la denuncia en la investigación, la sanción y particularmente, destaca un nuevo elemento que es la reparación de los daños.

En el encuentro que mantuvo con el ministro Angulo, resaltó la importancia de la Diplomatura de acompañamiento de las mujeres para que “resignifiquemos nuestra voz”, dijo y explicó la importancia de poder transmitirles a las mujeres que participan, cuales son los instrumentos legales con los que cuentan para defender sus derechos.

Para Mora Mora, el sistema judicial requiere feminizar su voz. Dijo que “es un espacio a veces masculino en términos de delitos, sobretodo en el derecho penal, y el derecho penal es el “pater” del derecho. Y ahora que ingresan delitos que tienen que ver con las necesidades de las mujeres, es muy importante todo lo que tienen que aprender a valorarlos desde esa lógica que significa interactuar con la garantía de la investigación a quien se está persiguiendo, pero con la protección y la voz de la víctima”.

También profundizó sobre el concepto de “feminizar la justicia”, Mora dice que la historia nos indica cómo los jueces, particularmente los que están en los más altos niveles jerárquicos, son hombres y que las mujeres solo están en las bases. Pero añadió, “entre más mujeres vamos generando un proceso”. Es mucho más fácil, dijo, “inyectar el chip de las necesidades de las mujeres a una mujer que no las había visualizado, pero que con capacitación puede entenderlo”.


Volver