La belleza natural de nuestro Mar de Ansenuza, ubicado al noreste de la provincia de Córdoba, y la variedad de aves que habitan allí, hicieron posible que nuestro país estuviera representado en la “British Bird Watching Fair”, la feria para observadores y fotógrafos de aves más grande del mundo que tiene lugar en Rutland, Reino Unido, desde hace 30 años.

En ese evento, la provincia fue presentada internacionalmente como destino indiscutido de “Birdwatching”, en lo que será el Parque Nacional más grande de Argentina: Ansenuza. Además, dio a conocer la “Guide to Birds of Mar Chiquita- Ansenuza, common species and hotspot for Birdwatching” donde quedan plasmadas algunas de las especies locales e internacionales que eligen ese lugar como hogar permanente o de paso.

Diversidad y belleza

Más de 300 especies aladas eligen Mar Chiquita como hábitat y allí se concentra el 75 por ciento del total de aves registradas en Córdoba. El flamenco austral, flamencos altoandinos, aves playeras, gaviotas, gaviotines, playeritos, chorlitos, son sólo algunas de las especies que migran o habitan este espejo de agua salada, el más extenso de América Latina, que espera ser pronto el Parque Nacional más grande del país.

Por esta razón, desde el Gobierno provincial, a través de la Agencia Córdoba Turismo, trabajan para potenciar el producto “Ecoturismo – Observación de aves” que permitirá la preservación de las especies, la biodiversidad y el avistaje de animales únicos en territorio cordobés.  Tarea a la que se suma la organización mundial “BirdLife” buscando apoyo para la creación del Parque Nacional Ansenuza que protegerá más de 800 mil hectáreas, conservándolo como un verdadero oasis para la vida salvaje.


Volver