El gobernador Juan Schiaretti, acompañado por el ministro de Salud, Francisco Fortuna, habilitó hoy nuevos espacios y servicios en el hospital Florencio Díaz, ubicado en barrio José Ignacio Díaz II sección, en la zona sudeste de capital cordobesa.

Se trata de un hospital polivalente que cuenta con 6.157 m2 divididos en 2 plantas, orientado a atender necesidades específicas de la comunidad.

Durante su saludo, Schiaretti destacó la figura del sindicalista que le da nombre a este centro de salud: “Es una alegría que hoy estemos poniendo en funcionamiento el hospital Florencio Díaz, que debe su nombre a un compañero, dirigente sindical de SITRAC, que fue cobardemente asesinado por la dictadura genocida cuando estaba preso y era vecino de esta barriada”.

Este edificio forma parte del anillo de cuatro hospitales provinciales que estarán ubicados en las barriadas más populares de la ciudad de Córdoba. “La razón de ser de estos hospitales tiene que ver con la cantidad de habitantes que no tienen obra social y que dependen de la salud pública. Este es un fenómeno que se da en casi toda la Argentina”, señaló el gobernador quien añadió: “Por eso es importante la inversión que hagamos en salud pública. Es un deber ineludible del Estado garantizarles la salud a todos los habitantes de la provincia de Córdoba. Por eso es que estamos haciendo todas estas inversiones”.

El hospital Florencio Díaz está ubicado en una zona que tiene una población aproximada de 180.000 habitantes, aunque la demanda de atención supera las 250.000 personas, debido a que recibe derivaciones de 16 dispensarios municipales y de cuatro centros periféricos provinciales.

“Hoy pasamos de 20 a 61 camas, tenemos la Unidad de Terapia Intensiva funcionando a pleno – la de adultos y la neonatal- y también la sala de partos. Este hospital de mediana complejidad en esta zona va a ser un lugar donde puedan venir los vecinos de esta barriada para tener atención de salud sin tener que ir al centro de la ciudad”, añadió el gobernador.

El mandatario provincial se refirió también al Programa de Reequipamiento de los Hospitales Públicos que está llevando a cabo la Provincia. En ese sentido, señaló que se van a invertir 1.030 millones de pesos provenientes de fondos del ministerio de Salud y de créditos internacionales: “No solo hay que garantizar el mantenimiento sino que tenemos que poner a la salud pública la aparatología más moderna. Quiero los hospitales públicos funcionando, garantizando a nuestro pueblo la atención de salud que se merece; y los quiero funcionando como las clínicas especializadas, con la mejor tecnología”.

Finalmente, el ministro de Salud, Francisco Fortuna se refirió a la inversión provincial y en las incorporaciones de profesionales a los nuevos servicios médicos: “La inversión que hemos realizado ha sido de 24 millones de pesos, distribuidos en equipamiento y en mejoras edilicias. Además estamos incorporando 35 personas calificadas del equipo de salud, además de otras 37 personas que estaban prestando servicios en otros lugares y que se han sumado a este hospital”.

Nueva sala de terapia intensiva, cama crítica para adultos y UTI para neonatos

Hoy quedó habilitada una Unidad de Terapia Intensiva (UTI) para adultos, con seis camas equipadas con modernos equipos para la atención e internación de pacientes en estado crítico. Esto permite reforzar la atención de la guardia central y contener la demanda en este sentido.

Además, se puso en marcha un moderno servicio de Neonatología, con seis unidades equipadas para la contención del bebé, con la incorporación de profesionales capacitados para el cuidado de los más pequeños.

El interés de la institución -atendiendo al Programa Integral de la Maternidad- es ofrecer contención y protección a la mujer y a su bebé, brindando oportunidades de atención con un equipo altamente cualificado.

Esto fortalece el sistema sanitario, aportando un mayor número de camas para un trabajo en red con la Maternidad Provincial “Dr. Raúl Felipe Lucini”, cercana a la institución.

Este servicio se complementa con la incorporación de una ambulancia para traslados de mayor complejidad, incluso en caso de necesidad de traslado neonatal.

Nuevo centro quirúrgico, con dos quirófanos y dos salas de parto

El hospital cuenta con dos nuevos quirófanos totalmente equipados y dos modernas salas de parto que permitirán realizar al menos 20 cirugías programas en forma semanal -entre general y obstétrica- y otras 10 no programadas o de urgencia.

Además, como complemento de la atención obstétrica, se sumaron 4 camas denominadas “madre–niño”, que permiten la internación de la mamá junto a su bebé en el momento del nacimiento, de ser necesario.

Con la habilitación de los quirófanos, se prevé un incremento de un 50% de la demanda inicial en los consultorios, debido a la posibilidad de programar las cirugías (convencional y laparoscópica), además de la atención ambulatoria.

La apertura de este centro quirúrgico permitirá brindar la prestación sanitaria a cargo de profesionales especializados en cirugía convencional y videolaparoscópica.

En el área de traumatología se podrá acceder a cirugías de columna vertebral, como hernias de disco y en el área ginecobstétrica se programarán los partos, (naturales y cesáreas); como así también las urgencias ginecológicas quirúrgicas, que serán abordadas mediante cirugías mini-invasivas.

Nuevo servicio de diagnóstico por imágenes con ecógrafo, mamógrafo, seriógrafo y Rayos X fijo

Además, se habilitó el servicio de Diagnóstico por Imágenes que sumó equipamiento nuevo: un equipo de Rayos X fijo, dos equipos de Rayos X portátiles, un seriógrafo, un mamógrafo y tres ecógrafos.

 

Ampliación de los servicios de consultorios externos, internación y guardia

Se ampliará la oferta de consultorios externos, incorporando más especialidades como cirugía general, cardiología, proctología, gastroenterología, hemoterapia, ginecología y obstetricia y neonatología. Se vienen prestando servicios de pediatría, salud mental, nutrición, kinesiología y fisioterapia, odontología, linfología, asistencia social entre otros.

Se amplió la cantidad de camas de internación con una oferta de 61 camas operativas entre unidades críticas y de internación, de las cuales son 40 camas de internación de clínica médica, cirugía, maternidad y pediaría; 6 camas de UTI neotatología, 6 de UTI adultos, 4 unidades madre-hijo y 5 camas frías en guardia.

El servicio de Guardia realizará atención de urgencias y emergenias en consultorios, servicios complementarios de laboratorio y diagnóstico por imágenes, así como también atención obstétrica y de cirugía general.

Inversión en moderno equipamiento e infraestructura, más profesionales

La inversión realizada por la Provincia para esta “complejización” del hospital es de 24 millones de pesos.

Esta inversión incluye la adquisición de mamógrafo, seriógrafo, equipo de rayos -fijo y móvil- ecógrafo en todo lo que tiene que ver con el área diagnóstica. Además de scialiticas, mesas de cirugía, máquinas de anestesia, sillones de parto e instrumental adquiridos para equipar el área quirúrgica.

Para habilitar las áreas críticas se han adquirido incubadoras, respiradores y monitores entre otro equipamiento, así como las preinstalaciones y acondicionamientos de obra.

Respecto a los profesionales, se suman en esta etapa 35 nuevos contratos, principalmente profesionales especialistas para las áreas de terapia intensiva.

Además, se realizó una redistribución del personal con otros 37 nuevos puestos que ya se incorporaron al hospital en este año.

El total de la población de empleados en la institución es de 252 agentes, entre profesionales de distintas especialidades, enfermeros y administrativos.

Durante el acto estuvieron presentes también el ministro de Trabajo, Omar Sereno; el director del Hospital Florencio Díaz, Dr. Jorge Seco; el secretario adjunto del Sindicato de Empleados Públicos (SEP), Sergio Castro; y otros integrantes del gabinete provincial y del equipo médico del hospital.


Volver