Luis Angulo, ministro de Justicia y Derechos Humanos, y Francisco Fortuna, ministro de Salud, firmaron hoy un convenio de cooperación, para poner en marcha la primera unidad de tratamiento, con metodología de comunidad terapéutica, para adolescentes alojados en el Complejo Esperanza con  problemas de consumo de sustancias.

Angulo refirió que esta acción mancomunada entre áreas de Gobierno ratifica la política del Estado provincial tendiente a mejorar cada día más las condiciones de los jóvenes que se encuentran en contexto de encierro, y en seguir trabajando en pro de su resocialización y recuperación, “porque trabajando de esa manera se trabaja por la seguridad de los cordobeses”, aseguró Angulo.

También enfatizó que la apertura del centro terapéutico se sustenta en el reconocimiento de las niñas, niños y adolescentes como sujetos de derechos: “cuando atraviesan situaciones de vulnerabilidad, a esas niñas, niños y adolescentes tenemos que darles una oportunidad, tenemos que trabajar en la restitución de derechos”, remarcó.

Por su parte, el Ministro de Salud señaló que el proyecto emana de una decisión política que tomó el Gobernador de la Provincia Juan Schiaretti a partir de diciembre de 2015: “El problema de la prevención y la asistencia de las adicciones pasó a ser competencia del Ministerio de Salud; nuestra misión, desde ese entonces, es atender esta demanda de la sociedad dentro de lo que es el sistema sanitario de la provincia”.

La nueva unidad de tratamiento integrará la Red Asistencial de Adicciones de Córdoba (RACC), a cargo de Darío Gigena Parker, secretario de Prevención y Asistencia de las Adicciones del Ministerio de Salud de la Provincia. La Secretaría se ocupará de la capacitación, monitoreo y supervisión del dispositivo así como provisión de recursos.

“Este centro terapéutico brndará la oportunidad para que los chicos que están ahí, con una medida cautelar, en una situación de alto stress, también tengan la oportunidad de conocer  la posibilidad de una vida mejor, más allá de las situaciones que han vivido, y eso se puede lograr con un tratamiento y el acompañamiento de los profesionales” manifestó Gigena Parker.

Por su parte, el Secretario de Niñez, Adolescencia y Familia, José Piñero, destacó el trabajo paralelo e integrado con las familias de los jóvenes que tomarán parte en el Centro terapéutico: “si no hay trabajo con grupos familiares es difícil que los saquemos del consumo”, aseveró.

La unidad terapéutica funcionará en uno de los centros socioeducativos reacondicionado, con una infraestructura de 800 metros cuadrados, y contará con un equipo técnico conformado por  operadores terapéuticos, psicólogos, médico siquiatra, acompañante terapéutico, instructor físico y talleristas.

Los jóvenes que participarán tendrán entre 16 y 17 años y deberán manifestar su deseo y conformidad en recibir el tratamiento que implica la propuesta. En una primera instancia se prevé trabajar con 10 adolescentes, pudiendo llegar hasta 15, quienes compartirán aproximadamente 8 horas diarias de actividades educativas y reflexivas, y responsabilidades asignadas acompañados por el equipo técnico interdisciplinario. Para la selección de los adolescentes, se realizarán entrevistas individuales y entrevistas al grupo familiar.

La puesta en marcha de este centro de día en el Complejo Esperanza se enmarca dentro del Programa “Tomando Decisiones” de SeNAF, desarrollado en el centro socioeducativo y en otras dependencias de la Secretaría. A través de este dispositivo se propone reforzar los resultados del programa obtenidos en la prevención de consumos problemáticos, y en asistencia  de niñas, niños y adolescentes que presentan problemas de consumo de sustancias.

Acompañaron  la firma del convenio, el subsecretario de Niñez, Adolescencia y Familia, Antonio Franco; el subsecretario de Prevención y Asistencia de las Adicciones, Pablo Bonino; el oficial de Protección de Derechos de UNICEF, Hernán Monath; las legisladoras Ana Pappa y Sandra Trigo; la jueza penal juvenil Susana Guastavino; el juez penal juvenil José González del Solar; los fiscales Nora Beatriz Gudiño, Gustavo García y Norma Scaglia; la Defensora de Niñas, Niños y Adolescentes, Amelia Lopéz; y demás funcionarios y operadores de la Secretaría de Niñez, Adolescencia y Familia, y de la Secretaría de Prevención y Asistencia de las Adicciones.


Volver
ff , , ,