La Secretaría de Niñez, Adolescencia y Familia (SeNAF) del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos firmó un convenio de colaboración recíproca con la Organización No Gubernamental Casa Macuca, con el cual se pone en funcionamiento la segunda sede del programa “Casas Abiertas”.

El ministro de Justicia y Derechos Humanos, Luis Angulo, acompañado de autoridades de SeNAF, dijo que en virtud de la firma del convenio se instala un dispositivo gubernamental en territorio con el objetivo de acompañar las tareas que la Asociación Civil Macuca lleva adelante desde hace 15 años, reconociendo los derechos de las niñas, niños, adolescentes y de su núcleo familiar.

Angulo explicó que el modelo de gestión instrumentado por “Casas Abiertas”, -mediante el acompañamiento técnico, la transferencia de recursos y la puesta a disposición de programas provinciales en la Organización asociada-, concreta la presencia del Estado en los sectores más vulnerables. En este sentido, el Ministro expresó: “Tenemos la obligación de estar aquí; de estar para detectar las situaciones de vulneración de derechos y para empoderar a los chicos y chicas de que sus derechos les pertenecen”.

Por su parte, el secretario de SeNAF, José Piñero apuntó que el convenio celebrado responde al desarrollo territorial instaurado por la Ley provincial 9944. Según lo detallado, la importancia de la “Casa Abierta El Chingolo” radica en que dispondrá de operadores territoriales que acompañen la implementación de proyectos comunitarios con el fin de identificar situaciones de riesgo y avanzar en mecanismos de restitución de derechos de niñas, niños y adolescentes.

El Secretario enfatizó que “esta política debe llegar para quedarse, porque responde a una necesidad de la sociedad, por eso hay que defenderla”.

En tanto, María Cristina Gómez Iriondo, presidente de la Asociación Casa Macuca, recordó que la misión de la institución es el “empoderamiento de las mujeres” del barrio. De allí la creación de ocho proyectos destinados a mujeres y niños en riesgo. Tanto el “Programa Macuca”, “Programa mirando el sol”, “Programa corazón a corazón”, entre otros, ofrecen servicio nutricional a las familias, capacitación en oficio a mujeres, micro emprendimientos productivos para jefas de hogar, estimulación a niños con discapacidad, apoyo escolar, actividades deportivas y musicales. En relación a la apertura de la sede junto al Gobierno provincial, Iriondo expresó: “A lo mejor no solucionamos la pobreza, pero sí solucionamos el dolor del que tenemos cerca”.

El cierre del evento estuvo a cargo de la Orquesta Sinfónica Infanto Juvenil de Casa Macuca, que reúne actualmente a 70 niñas y niños entre 4 y 12 años de edad.

Con la firma de este convenio quedan en funcionamiento dos dispositivos de SeNAF, desde que el programa Casas Abiertas fue lanzado en mayo de 2017. Cabe recordar que se proyecta la concreción final de 9 espacios de este tipo alcanzando a una población de 12 mil habitantes, a través de presencia territorial en 24 barrios de la ciudad.


Volver