En una concurrida y emotiva ceremonia que estuvo presidida por el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Martín Farfán, el Servicio Penitenciario de la Provincia de Córdoba cerró las actividades que conmemoraron el Día del Agente Penitenciario.

Durante el acto, realizado en las instalaciones de la Escuela de Cadetes “Comodoro Salustiano Pérez Estévez”, fue propicio para el reconocimiento y entrega de medallas a aquellos empleados penitenciarios que cumplieron 25 y 30 años respectivamente dentro del Servicio. Asimismo, se reconoció al personal que se destacó por realizar acciones en las que pusieron en riesgo su integridad física.

“Es un día muy emocionante y muy feliz para nosotros porque festejamos el Día del Agente Penitenciario. Hay que destacar que la tarea que todos ustedes desempeñan es de vital importancia para la institución, para la seguridad y para la provincia de Córdoba. Por eso hay que aprovechar la ocasión para mirarnos los unos a los otros y agradecernos mutuamente el compañerismo, la solidaridad, el compromiso y la vocación con la que ustedes desempeñan, día a día, esta ardua y difícil tarea”, expresó el ministro Farfán.

El funcionario además remarcó el trabajo que se viene implementando en materia de derechos humanos en las cárceles desde el año 2016, junto a cuatro universidades provinciales, con la implementación del programa de “Capacitación en Derechos Humanos en contextos de encierro”, destinado tanto a empleados como a internos.

Resaltó la importancia en la capacitación y en la formación humana y ejercer la tarea con profesionalismo, “siempre educando en los derechos humanos”, señaló.

También el ministro felicitó a la fuerza por “la loable tarea que han demostrado” y cerró sus palabras destacando el desempeño de los alumnos del SPC que están cursando la Tecnicatura Superior en Investigación en la Universidad Nacional de Córdoba. “Son unos de los mejores alumnos. Ésa es la identidad que ustedes le dan a la instituución y los felicito nuevamente por ello”, finalizó.

A su vez, Juan María Bouvier, destacó la tarea que lleva adelante el Centro de atención a adicciones, cuyos integrantes recibieron un reconocimiento tras cumplirse 10 años de su creación y recordó al anterior ministro de Justicia y Derechos Humanos, Luis Angulo, como principal responsable de la creación de este centro.

“Esta institución es una institución dinámica que va haciendo cambios de acuerdo a las necesidades. Por eso creamos el departamento de bienestar social para los empleados del Servicio Penitenciario, tenemos una escuela que es un orgullo, donde se los prepara en valores, compromiso social y lealtad. Todo ello es posible mediante las directivas que emanan del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, para que la capacitación sea una herramienta más en la socialización de los internos”, sostuvo el jefe del SPC.

Entre las principales autoridades presentes estuvieron la secretaria de Gestión y Organización Penitenciaria, Cecilia Lanzarotti; la Vocal del Tribunal Superior de Justicia, Aída Lucía Tarditti; la presidenta del Tribunal de Conducta Policial y Penitenciario, Ana María Becerra; jueces de Ejecución Penal y familiares de los agentes penitenciarios.


Volver