Imagen ilustrativa

Ante la gran demanda registrada tras el lanzamiento de la campaña de vacunación antigripal, el Ministerio de Salud de la Provincia informó que garantizará la cantidad de dosis necesarias para cubrir a todas las personas que integran los denominados grupos de riesgo.

En la provincia de Córdoba, y siguiendo la tendencia mundial de mejorar y digitalizar los registros de vacunación, se implementó un sistema nominalizado y detallado que, si bien implica un tiempo adicional en la atención de cada persona que asiste al vacunatorio, permite tener la trazabilidad del proceso y generar, además, información relevante desde el punto de vista sanitario.

También es importante tener en cuenta que el personal de Salud revisa caso por caso, e íntegramente, el carnet de cada persona. Asimismo, en los casos en que sea necesario aplica las vacunas indicadas para completar el calendario oficial. Por esta razón, en muchas ocasiones, las personas no reciben solamente la vacuna antigripal, sino tres o cuatro vacunas adicionales.

Cabe recordar que la ciudad de Córdoba cuenta con 154 vacunatorios distribuidos en los distintos barrios y cerca de 800 en todo el territorio provincial. Por ello, se invita a los ciudadanos a concurrir al centro más cercano a su domicilio para recibir la dosis de la vacuna antigripal, evitando los vacunatorios más grandes y concurridos. El listado de los centros de vacunación está disponible en la página web de Gobierno.

Es importante tener en cuenta que, además de los vacunatorios de la Provincia, también se encuentran disponibles los centros privados habilitados por el Ministerio de Salud, en donde cualquier persona que integre los grupos de riesgo puede recibir la vacuna en forma gratuita.

Desde el punto de vista sanitario y epidemiológico, el objetivo de la campaña antigripal es que al 21 de junio el 80 por ciento de la población esté vacunada contra la gripe. No obstante, la Provincia tiene prevista una demanda alta de inmunizaciones hasta el mes de septiembre, y mantiene la disponibilidad de la vacuna antigripal durante todo el año.

Grupos de riesgo

La vacuna antigripal está disponible en forma gratuita para los grupos poblacionales que tienen más riesgo de desarrollar complicaciones o de fallecer a causa de esta enfermedad. Este grupo de personas incluye:

Mujeres embarazadas, en cualquier trimestre de la gestación. En caso de que alguna mujer no haya recibido la vacuna antigripal durante el embarazo, se recomienda vacunar durante el puerperio hasta el egreso de la maternidad y con un plazo máximo de 10 días.

Niños y niñas entre 6 meses y dos años. Deben recibir dos dosis, con un intervalo de al menos cuatro semanas entre cada una.

Adultos a partir de los 65 años. Una dosis anual.

Personas de 2 a 64 años de edad, que presenten ciertas condiciones en su salud consideradas de riesgo, como enfermedades respiratorias y/o cardíacas, inmunodeficiencias congénitas o adquiridas, obesidad, diabetes, pacientes oncohematológicos y trasplantados y/o con insuficiencia renal crónica en diálisis, etcétera. Una dosis anual presentando orden médica, que indique la patología de base.

Equipo de salud y personal esencial (fuerzas de seguridad, bomberos, autoridades gubernamentales, etcétera). Una dosis anual.

La gripe

La gripe o influenza es una enfermedad viral respiratoria que se presenta habitualmente en los meses más fríos del año. Los síntomas más comunes son: fiebre mayor a 38 grados; tos; congestión nasal; dolor de garganta, de cabeza y muscular; y malestar generalizado. En los niños, pueden presentarse también problemas para respirar; vómitos o diarrea; e irritabilidad o somnolencia.

Estos síntomas suelen aparecer a las 48 horas del contagio, y la mayoría de las personas afectadas se recupera en una o dos semanas con reposo y sin necesidad de recibir tratamiento médico. Sin embargo, en mujeres embarazadas, niños pequeños, adultos mayores y personas con enfermedades crónicas, la infección puede conllevar graves complicaciones, y poner en riesgo la vida. De allí que la vacunación oportuna en estos grupos representa la herramienta de mayor eficacia e impacto para la prevención y, en ese sentido, se recomienda su aplicación antes de la llegada del invierno.

Por otra parte, y teniendo en cuenta que la gripe, al igual que otras infecciones respiratorias, se transmite por contacto con secreciones de personas infectadas, por medio de las gotitas que se diseminan al toser o estornudar, y de superficies u objetos contaminados con estas secreciones, otras medidas de prevención son:

-Lavarse frecuentemente las manos con agua y jabón y transmitir este hábito a los/as niños/as, tanto en el hogar como en la escuela.

-Cubrirse la boca o la nariz al toser o estornudar con pañuelos de papel o con el pliegue del codo.

-Ventilar los ambientes y permitir la entrada de sol en casas y ambientes cerrados.

-Mantener limpios picaportes y objetos de uso común.

Además, se recomienda a la población que, ante cualquier síntoma de gripe, acuda a la consulta a un centro de salud, guarde reposo, tome abundante líquido y no se automedique.

Consultas: Programa de Inmunizaciones, Área de Epidemiología. Hospital San Roque Viejo. Rosario de Santa Fe 374, 1er piso. Córdoba. Tel.: 0351 429-1349 (interno 233) – E-mail: inmunizacionescba@gmail.com

 


Volver