En Córdoba, jubilarse demora sólo 16 días corridos como resultado de una mejora en el proceso de intercambio de información entre la Caja de Jubilaciones y Retiros de la Provincia y la ANSES. De hecho, en noviembre de este año se otorgaron 394 jubilaciones que demandaron poco más de dos semanas desde el inicio del trámite hasta su finalización. Estos plazos rigen para la jubilación ordinaria, sea vía web o presencial, de aquellos aportantes que no reúnen todos los requisitos en el ámbito provincial.

La Caja de Jubilaciones, organismo dependiente del Ministerio de Finanzas, ya estaba completando en unos 15 días aquellos tramites jubilatorios en que todos los aportes eran de origen provincial y estaban registrados en la entidad previsional. El nuevo desafío consistía en lograr tiempos similares para los casos en que había aportes registrados tanto en la Caja como en Anses.

Con ese objetivo se buscaron mecanismos para agilizar el intercambio de información con Anses y, por ejemplo, se pasó del formato papel al digital. Es decir, es la Caja la que gestiona esa información en lugar de hacerlo el ciudadano. De esta manera se llevó a la práctica uno de los principios del proceso de modernización de la administración instrumentado por el ministro de Finanzas, Osvaldo Giordano, y que se resume en que “el Estado es uno solo y no se le debe pedir a la gente que tramite documentación que ya está en poder de una oficina pública”.

Fue así como este tipo de gestiones se aceleraron de manera sostenida: de 65 días que demoraba en enero de este año, pasó a 39 días en abril, 20 en agosto y llegó a sólo 16 en noviembre.

A la digitalización del intercambio de información se sumó un mecanismo de gestión y seguimiento permanente de cada uno de los trámites.

La Caja de Jubilaciones se suma así al proceso de modernización del Estado impulsado por el gobernador Juan Schiaretti, que tiene entre sus objetivos una administración pública más eficiente y cercana a los ciudadanos.


Volver
ff , ,