Alegría y emoción fueron las sensaciones más presentes en esta jornada donde la Cooperativa La Nueva Esperanza abrió sus puertas. Esta planta láctea, ubicada en la localidad de Brinkmann (Dpto San Justo), está integrada por trabajadores de la ex SanCor, y recuperó su capacidad productiva en la elaboración de quesos.

Se trata de 20 trabajadores que hace dos años decidieron asociarse para recomponer sus puestos de trabajo. Técnicos, profesionales y operarios de distintas edades hicieron confluir sus expectativas y esperanzas dando vida a una opción que les permitiera salir adelante. En los inicios contaron con acompañamiento de la municipalidad local y del Gobierno de la Provincia y ahora logran materializar esas expectativas con la puesta en marcha de su producción.

En el acto de apertura estuvieron presentes el ministro de Industria, Comercio y Minería Roberto Avalle, el Secretario de Comunicaciones y Conectividad, Manuel Calvo, junto al intendente local Gustavo Tévez, legisladores, autoridades de la Cooperativa y del sindicato ATILRA.

En el lugar, los discursos de la presidenta de la Cooperativa, Melina Gerbaldo; el intendente Tévez y el ministro Roberto Avalle, fueron coincidentes en destacar la satisfacción por el trabajo realizado que permitió alcanzar el objetivo de retomar su capacidad productiva.

En este sentido, Avalle recordó: “El gobernador Juan Schiaretti en el momento del cierre de la planta, nos instruyó claramente que instrumentemos un mecanismo para ayudar a esta cooperativa. Aún en un momento de crisis tan profunda como la que estamos atravesando en el país, el Gobernador siempre impulsa la creación de nuevos puestos de trabajo y hacer hasta lo imposible para mantener los que existen”.

“En este caso podemos sumar 20 puestos de trabajo, por eso estamos sumamente felices y estamos totalmente convencidos del éxito del proyecto”, concluyó Roberto Avalle.

En el acto, además, estuvieron presentes el subsecretario Pyme Tomás Grunhaut, el director de Microemprendimientos, Víctor Giomi, demás aurtoridades locales y de localidades vecinas, junto a los trabajadores de la nueva planta que hoy empieza a producir.

La historia reciente

Tras el cierre de la planta de SanCor, en 2016, los empleados impulsaron la creación de una cooperativa que les permita retomar la producción y generar los puestos de trabajo que se habían perdido.

Desde el Gobierno de la Provincia se les facilitó una línea de crédito del ministerio de Industria, Comercio y Minería, para 20 trabajadores, de $100.000 cada uno. El destino de estos $2.000.000 fue el montaje de una nueva planta de producción de quesos con capacidad para 12.500 litros de leche diaria.

Con esos fondos alcanzaron a cubrir el 50% del valor del nuevo establecimiento.


Volver
ff , , , ,