langosta

El Ministerio de Agricultura y Ganadería de la Provincia y el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), intensificaron en los últimos días las tareas de control y monitoreo de la plaga de langosta en el territorio cordobés.

Tanto la cartera agropecuaria como el ente nacional, trabajan de forma coordinada con otras entidades como el INTA, el Colegio de Ingenieros Agrónomos, la Mesa de Enlace local y la Cámara de Aeroaplicadores de Córdoba, además de un contacto permanente con los productores titulares de los establecimientos en los que las mangas se asientan.

En este sentido, ante las últimas detecciones de la plaga ocurridas en el sur provincial, específicamente en inmediaciones de la ciudad de Río Cuarto y en la localidad de Las Higueras, los equipos técnicos de ambos estamentos se encuentran en el lugar monitoreando la situación.

Hasta el momento, solo se han registrado daños menores, puntualmente en quintas de producción de verduras de hoja colindantes con el ejido urbano. Personal de la Agencia Zonal de Río Cuarto ya tomó contacto con los dueños de los mismos para ponerse a disposición y diagramar medidas de apoyo.

Cómo se trabaja en Córdoba

Desde que la plaga comenzó a ocasionar perjuicios en provincias como Chaco, Santiago del Estero, Formosa y Santa Fe, funcionarios y técnicos del Senasa con la colaboración del Ministerio de Agricultura y Ganadería de la Provincia convocaron a reuniones de coordinación con otros estamentos nacionales y con todas las sociedades rurales del territorio cordobés.

Precisamente, se estableció un encuentro en la ciudad de Río Cuarto para el miércoles de la semana que viene, con la presencia de especialistas y técnicos locales, provinciales y nacionales.

En los encuentros previos, se diagramó un Plan de Acción que contempla las ya mencionadas actividades de monitoreo y control, y en el caso de aparición de la langosta, la activación de trabajos de aplicación (aérea o terrestre) con productos autorizados por Senasa, en caso de que corresponda y sea conveniente hacerlo.

Además, semanas atrás se definieron cinco puntos de control en red en poblaciones del interior. Las localidades fueron elegidas en coordinación con la Cámara de Aeroaplicadores de Córdoba.

Se trata de Santa Elena, San José de la Dormida, Cañada de Luque, Calchín y Oliva, en las que pilotos aeropalicadores que allí trabajan estarán a disposición, ante la eventual necesidad de aplicar productos fitosanitarios sobre mangas de langostas. Estas localidades estarán comunicadas entre sí y con las dependencias estatales.

Protocolo de denuncia

También se solicita a los productores que, en caso de avistar una manga de langostas, denuncie rápidamente la presencia a las autoridades y, de ser posible, consignando los siguientes datos:

-Lugar de avistamiento.
-Dirección del viento y de la manga.
-Velocidad estimada de la manga.
-Ancho estimado.
-Duración del paso desde el punto de referencia en que se la avistó.

En caso de detección de agrupamiento, nube o manga del insecto, llamar a los siguientes números: 0800 999 2386 del Senasa; y al 0800 8888 2476 de la Provincia; o bien informar al mail acridios@senasa.gob.ar; a través de la aplicación para Android Alertas Senasa; o a la delegación provincial o del INTA más cercana.

Emergencia

Cabe recordar que el Senasa declaró la Emergencia Fitosanitaria a nivel nacional a fines del mes de julio, hasta el día 31 de agosto del 2019. Los productores agropecuarios deberán intensificar las tareas de control, prevención y vigilancia de la plaga.

Uno de los aspectos principales de la resolución 438-E/2017 de la Emergencia, radica en la obligatoriedad de denunciar la aparición del fenómeno y llevar adelante los controles, llegado el caso. Textualmente, el documento expresa: “Los propietarios, arrendatarios o tenedores de los establecimientos deben realizar las tareas de control con los productos autorizados por el Senasa”.

La norma también faculta a las dependencias del Senasa a adoptar decisiones extraordinarias acordes al estado de emergencia, y entre otras cuestiones autoriza a contratar locaciones de obra, servicios no personales y/o terceros, comprar equipamiento y efectuar todo gasto necesario para hacer frente a dichas tareas.


Volver